Uso de indicadores de calidad de prescripción, Estructural, Proceso, Resultado

Uso de indicadores de calidad en la prescripción

A continuación consideraremos cómo usar los datos cuantitativos sobre patrones de uso de antibióticos, junto con la información sobre calidad del uso de antibióticos, para desarrollar indicadores de prescripción que impulsen mejoras en la práctica.

Los indicadores de prescripción de antimicrobianos son elementos medibles expresamente definidos del uso de antibióticos que proporcionan una posible indicación del nivel de calidad. Permiten la medición de las tendencias a lo largo del tiempo, entre distintas ubicaciones y entre antes y después de una intervención. Hay tres tipos principales de indicadores: estructurales, de proceso y de resultado.

Los indicadores estructurales miden si se aplican las estructuras de gobierno en lo que respecta a la optimización; por ejemplo, si el hospital tiene un equipo especializado en antimicrobianos que se reúne de forma periódica, informa a la dirección y tiene un plan de acción.

Los indicadores de proceso miden los sistemas aplicados a la optimización; por ejemplo, un programa de vigilancia del uso de antibióticos, un programa de auditorías o formación para el personal sanitario.

Las medidas de resultados se utilizan para medir el impacto de un programa de optimización, y deben incluir tanto los resultados previstos como los accidentales; por ejemplo, el uso reducido de los antibióticos restringidos (previsto) y el aumento en la resistencia a antibióticos recomendados (accidental).

En la publicación Public Health England Start Smart Then Focus se proponen indicadores adecuados para la optimización, que te pueden resultar útiles.

Share this article:

This article is from the free online course:

Optimización del uso de antimicrobianos: Gestión de la resistencia a los antimicrobianos

University of Dundee